Motivación

Cómo no perder la motivación y lograr que tu equipo sea imparable

Por 14/10/2021 No Comments
Cómo no perder la motivación y lograr que tu equipo sea imparable - Playmotiv

¿En ocasiones notas a tu equipo apático? ¿Notas que les cuesta enfrentarse a sus tareas y que se quedan lejos de los objetivos? ¿Te transmiten falta de energía? Quizá han perdido parte de su motivación y eso está afectando a su rendimiento.

Perder la motivación en el trabajo puede tener muchas causas y, si no se afrontan, puede provocar que los miembros de tu equipo se quemen, estén más cansados o que, inconscientemente, se auto saboteen.

A continuación analizamos algunas causas frecuentes de la pérdida de motivación y te damos algunas ideas para motivar al personal de una empresa para que consigas un equipo capaz de todo.

 

¿Qué puede provocar perder la motivación?

Todas las personas experimentamos diferentes niveles de motivación a lo largo del tiempo cuando nos enfrentamos a una tarea. A veces estamos muy comprometidos con un proyecto, pero, en otras ocasiones, podemos sentirnos muy desmotivados. Si estás atento, notarás que los miembros de tu equipo también transitan entre esos dos estados a lo largo del día, de la semana o de los meses. Pero, ¿cuáles son las causas de la perdida de motivación?

La motivación o el entusiasmo por una tarea es como una batería. Con el paso del tiempo se descarga y, si no se vuelve a cargar adecuadamente, se agota.

Durante épocas de mucha demanda, presión o estrés, es habitual que los miembros de un equipo fuercen sus baterías para llegar a todo, pero no las recarguen. Ahí es cuando puede empezar a notarse la pérdida de motivación, que puede traducirse en síntomas de:

  • Agotamiento físico: sueño, dolores de cabeza, malestar digestivo, etc.
  • Agotamiento mental: apatía, falta de concentración, fallos de memoria, etc.

A nivel personal, es vital ser capaz de detectar cuando tu batería de motivación se está vaciando y tener herramientas para que vuelva a llenarse, pero como manager también es importante que leas el estado de ánimo de tu equipo y que ofrezcas a tus trabajadores recursos ara evitar que se agoten o que puedan llegar a quemarse.

Cómo no perder la motivación de tu equipo

1. Potencia el descanso de tu equipo

El cansancio nos hace menos productivos y, si ya se está cansado, no hay nada peor que seguir presionándose por trabajar. Un correcto descanso ayuda a incrementar la productividad y mejorar los resultados de la empresa.

A nivel individual, hay que promover que tus trabajadores escuchen a sus cuerpos, sepan tomarse descansos e, incluso, hay que animarlos a disfrutar de sus vacaciones.

A nivel de equipo, puedes intentar potenciar una cultura empresarial en la que, siempre que sea posible, se evite trabajar fuera del horario laboral o se defienda el llamado derecho a la desconexión de los trabajadores.

Te puede interesar: Potencia la cultura empresarial gracias a la gamificación

2. Establece objetivos inteligentes para evitar la saturación

Para evitar la saturación, el cansancio y la motivación, lo mejor es establecer objetivos inteligentes o, lo que es lo mismo, objetivos SMART (específicos, medibles, alcanzables, relevantes y con plazos realistas).

Hay pocas cosas capaces de crear más desmotivación en un equipo que el que se le marquen metas difíciles de comprender o de alcanzar. Si se quieren realizar cambios en la forma de trabajo o en el tipo de objetivos marcados, lo mejor es que sean progresivos y apoyados en un esfuerzo pedagógico por parte de la empresa para que los trabajadores los comprendan.

3. No trabajar más, trabajar mejor

Ayuda a tus empleados, mediante procesos y herramientas, a que aprendan a trabajar mejor. Cuando hay sobrecargas de trabajo, la clave no es hacer más horas, sino ser más eficiente. Trabajar metodologías para ser más eficientes ayudará a tu equipo a evitar la frustración, el cansancio y la desmotivación.

4. Estimula la mente con otras actividades

Cualquier actividad paralela al trabajo diario que realices con tu equipo, acabará revirtiendo tanto en la productividad como en la creatividad de sus miembros, aunque parezca que no tiene nada que ver.

Hay muchas opciones, desde dinámicas de team building a formaciones, pasando por actividades meramente lúdicas como organizar una excursión a la montaña un viernes.

La gamificación para empresas permite dotar de componentes relacionados con el juego a cualquiera de estas actividades, que ayudarán a tus trabajadores a desconectar, rebajar el estrés y mejorar su compromiso con el equipo, el proyecto y la compañía. Seguro que después de un poco de diversión, tus empleados tendrán más ideas y más innovadoras.

Te puede interesar: 5 tipos de hobbies que te pueden ayudar a motivarte en el trabajo

Gestión de equipos de trabajo - Motivación de equipos - Playmotiv

Cómo recuperar la motivación en el trabajo

Hasta ahora hemos analizado algunas opciones para evitar que tu equipo pierda la motivación, pero ¿cómo recuperar la motivación perdida? Estas son tres de las acciones que puedes hacer cuando has perdido la motivación de los trabajadores.

1. Reorganiza responsabilidades

Si notas a tu equipo cansado y desmotivado, una buena práctica que puedes llevar a cabo es una reorganización de tareas o responsabilidades, ya sea temporal o permanente. Cambiar el tipo de trabajo de algunos miembros del equipo puede ayudar a que se enfrenten al trabajo de forma diferente y recuperen su compromiso.

Redistribuir la carga de trabajo puede ser más complicado, pero siempre será más efectivo que no hacer nada y esperar a que el equipo acabe agotado. Ante síntomas de desmotivación, quedarse parado nunca es efectivo.

2. La mejor forma de combatir la desmotivación es actuando

Quedarse a la espera a que la motivación llegue por ciencia ignota nunca es buena idea. La mejor forma de desencallar la motivación es pasar a la acción.

Muchas veces la desmotivación va ligada a la parálisis, la pereza y al miedo a fracasar. Intenta organizar las tareas de tu equipo para que hagan primero las cosas sencillas que les van ayudar a reactivarse. Una vez en marcha, les resultará más sencillo continuar.

3. Alinea los objetivos de la empresa con los de los trabajadores

Cuando alguien se enfrenta a objetivos que no resuenan con ellos o no están el línea con sus deseos, es más sencillo que abandonen. Intenta escuchar a los miembros de tu equipo y analiza qué motivaciones tienen, qué les impulsa y, siempre que sea posible, intenta alinear los objetivos de la empresa a esas necesidades. Su compromiso con el negocio y con los resultados se incrementará.

Ideas para motivar equipos de trabajo con gamificación para empresas

La gamificación puede jugar un papel vital para mantener o recuperar la motivación de tu equipo. En Playmotiv te ofrecemos soluciones de gamificación para empresas con diferentes objetivos:

Contacta con nosotros y te prepararemos una demo gratuita personalizada con la que descubrirás cómo mejorar la productividad de tu empresa con gamificación y cómo potenciar la motivación de tu equipo.